Lo que pasó este martes en Supervivientes: Tierra de Nadie

logo-supervivientes-_58f912084ed4a

Jorge Javier Vázquez ha abierto el programa mostrando su estupefacción ante lo mal que ha sentado en la isla de Supervivientes que José Luis consiga hacer fuego. Es delirante. Surrealista.

Y es que la convivencia en la isla se puede resumir en pocas palabras: Paola y José Luis hagan lo que hagan lo hacen mal para el resto de sus compañeros, y son utilizados de sparring por todos. Paola no puede abrir la boca sin ser atacada y a José Luis le sucede lo mismo cuando pesca, cocina, hace fuego… vamos, que esto es de locos. Un verdadero disparate.

Hasta a Juanmi le molestan los gritos de Paola, más bien lo fuerte que habla, aunque el peluquero está empezando a no caer tan bien a todos precisamente porque está ayudando a José Luis en sus múltiples trabajos en la isla.

Laura ha tenido un roce con Kiko por el reparto del aceite. Él se ha empeñado en echar dos tapones en la comida y Laura, con buen criterio, le ha dicho que es mejor echar un tapón y que dure más tiempo. Pero, de momento, ni estar atadas ha podido con la amistad entre Laura y Gloria.

Llega la prueba de líder y esta semana los concursantes podían escribir en una pizarra quién no querían que lo fuese. Paola Caruso, Juan Miguel, Alba Carrillo, José Luis e Iván han escrito el nombre de Kiko mientras que Kiko, Gloria Camila, Laura Matamoros y Alejandro han escrito el de José Luis. El elegido pues ha sido Kiko y por lo tanto no ha podido participar en la prueba.

Kiko opina que no han querido que fuese líder porque le ven fuerte, y ha añadido que le gustaría que una semana estuvieran todos nominados para que los que están pasando desapercibidos salgan a la palestra y la gente decida si es mejor que estén en su casa.

Kiko sí podía formar los equipos. En el verde ha colocado a Juan Miguel, Iván, José Luis y Paola, y en el azul otro a Gloria Camila, Alba, Laura y Alejandro. Ha elegido con mucha picardía, porque el juego consiste en unas plataformas que se van haciendo pequeñas, y por tamaño estaba claro que lo tenían más fácil y así ha sido. Ha ganado el equipo azul y por lo tanto, su novia opta a convertirse en líder el jueves… si no es expulsada, claro.

En cuanto a Bigote… Está en su universo propio, bueno, ya lo estaba aún rodeado de todos sus compañeros. Ha dicho sobre la llamada de su pareja – a la que sigue sin nombrar – que le ha gustado escuchar una voz que tiene muy presente cuando está en soledad. Todo muy romántico. Tampoco parece preocupado porque ella le haya dicho que ha pasado algo que le dirá cuando regrese. Yo, personalmente, estaría de los nervios y posiblemente cogería el saco y me vendría nadando a España. Jorge Javier se ha mojado pero bien y ha dado su opinión caiga quien caiga “Bigote no está concursando” ha dicho, añadiendo que si era esto lo que quería hacer, que el sitio adecuado no es Supervivientes. Vamos, que tendría que haberse ido a la India a meditar, o a un retiro espiritual.

Por cierto, Bigote recibirá la visita de Silvia Tortosa en Honduras este jueves. A ver si ella logra que se abra un poco.

Entonces, llegó la prueba de las tentaciones!!

Tensión máxima en la isla. El programa ha sometido a los concursantes a una prueba que puede minar definitivamente la convivencia en Cayo Paloma.

Se trataba de tentar a un concursante de manera individual dándole a elegir entre dos opciones. Los compañeros lo escuchaban todo pero él no les escuchaba a ellos. Básicamente, se trataba de elegir entre ser egoísta o beneficiar al grupo. ¡Casi nada!

Alejandro es tentado con medio pollo, que podía compartir con un compañero, a cambio de estar nominado esta semana. No acepta.

Paola es tentada con una tarta para todos a cambio de entregar el kit que tienen para hacer fuego. No acepta. Paola después se arrepiente mucho y pide rectificar sin resultado, ya que sus compañeros no han valorado que pensase en el bien común.

Laura es tentada con ser desatada de su compañera Gloria, a cambio de que la pareja tenga que comer crudo unos días más. Acepta. Laura se quejaba, con razón, de que a ella no le habían ofrecido comida, y que ya no podía más.

Gloria Camila es tentada con una sorpresa que le esperaba en la isla, pero a cambio los hombres no podrán pescar durante una semana. Acepta porque cree que las mujeres pueden pescar igualmente. Veremos. La sorpresa es un colchón sólo para Gloria.

Kiko tiene dos opciones: un plato enorme de espaguettis o dos piñas para todo el grupo. En cuanto se enteró de que los espaguettis podía compartirlos con su pareja, los eligió, dejando sin piña a sus compañeros.

Iván es tentado con 3 bocadillos de calamares que podía compartir, a cambio de raparse el pelo al 1 el jueves durante la gala. No quería de ninguna de las maneras, para él, el pelo debe ser como para Sansón. Al final le convencieron cuando le ofrecieron darle sólo a él un bocadillo de calamares durante 3 días.

Alba fue tentada con una enorme hamburguesa con queso, bacon, salsita… a cambio de ceder su voto de nominación a un compañero al azar. No tardó ni un segundo en aceptar.

José Luis tiene que elegir entre un kit compuesto de harina, yuca, tostones y sal, o recibir una llamada de su mujer. Pensando en el bien común, se quedó con el kit.

Juan Miguel tiene que elegir entre un plato repleto de albóndigas que podía compartir con tres compañeros, o un dibujo de su nieto. Sin pensarlo dos veces, se quedó con el dibujo, ante la desesperación de Paola, Laura y Alejandro, que no habían comido. En realidad, tampoco José Luis había comido, pero de eso parecían no darse cuenta. Un poco de presión de Jorge Javier fue suficiente para que el peluquero optase por alimentar a sus compañeros. Eso sí, se le veía al hombre bastante disgustado por haber renunciado al dibujo de su nieto.

El caso es que todos comieron menos José Luis. El Santo Job va a acabar teniendo envidia de este hombre.

Este jueves, expulsen a quien expulsen, será una baja sensible en el concurso. Uno de los nominados, Gloria Camila, Kiko o José Luis, el que sea menos votado por la audiencia, irá al Palafito con Bigote y los espectadores tendrán que elegir quién de los dos regresa a España.

Guardar

Comentar

Comentarios