Entrevista a Wyoming por los 1.000 programas de “El Intermedio”

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

laSexta puede presumir de programas veteranos que, lejos de acusar cansancio, han visto mejorar su audiencia ostensiblemente con el paso del tiempo. Uno de los ejemplos más claros es “El intermedio”, que vive uno de sus momentos más dulces a pesar de emitirse desde el inicio de emisiones de la cadena, a finales de marzo de 2006. Su conductor agradece que le permitan hacer la televisión que le gusta ver.

¿Qué balance hace de estos 1000 programas de ‘El Intermedio’?

A título personal, es una de las épocas más felices de mi vida. Es un programa que me da muchas satisfacciones y luego es un placer hacerlo. Tanto por el contenido en sí como por el formato y, por supuesto, por el equipo. Trabajan muy bien y tienen una solvencia casi infinita. Con lo cual me convierten a mí en estrella de televisión (risas). Y a la gente le gusta por lo que me siento un privilegiado.

¿Qué momento destacaría de estos 1000 programas? (El más divertido, el más emotivo, la entrevista, el invitado, el scketch…)

Es difícil. Ha habido muchos momentos buenos. Digamos que el programa ha pasado por muchas fases. Al principio duraba casi dos horas y un día a la semana, luego diario. No destacaría un momento concreto más bien resaltaría la relación de afectividad que se ha establecido con la audiencia. Yo voy por la calle y antes me decían: “Ey Wyoming, ¡qué bueno!”. Ahora me dicen cosas de otra índole como: “Gracias”. Tenemos una labor extraña de denunciar injusticias. Por ejemplo, hace poco iban a desahuciar a una persona de forma injusta, y nosotros lo denunciamos en el programa. Y es algo muy bonito, porque ellos no podían solucionarlo porque no tenían fuerza para hacerlo. Digamos que me gusta la relación que se ha creado con la audiencia, que no es de show business sino que va más allá.

¿Cómo lo celebraron? ¿Con qué sorprendieron a los espectadores?

Hicimos un programa especial, pero no una gran fiesta, sino un programa con los momentos que se han quedad clavados. Además, tuvimos  con una entrevista con el maestro de la comunicación Iñaki Gabilondo y una pieza con el trabajo que hay detrás de las cámaras, donde los protagonistas son mis 70 compañeros que hacen que el engranaje funcione cada día.

‘El Intermedio’ está batiendo récords de audiencia todos los días. ¿Qué le diría a los 2 millones de espectadores que le ven a diario?

Les diría que muchas gracias por apoyar este programa. Un espacio que tenía una implantación muy complicada.  En el programa número uno hicimos un 0,1% de audiencia. Poco a poco ha ido creciendo y enganchando. Y quiero agradecer a los espectadores la confianza que han depositado en nosotros porque con esto me permiten hacer una televisión que no sólo es la que me gusta hacer, si no la que me gusta ver.

Comentar

Comentarios