Lo que ha pasado este martes en GH VIP: Límite 48 Horas

gh-vip-logo

Intensa noche en GH VIP: Dos salvados, alguna que otra advertencia de Jorge Javier, una aclaración y una Miriam que aclara su relación con Carlos y con Hugo.

El marido de Verdeliss está muy tranquilo, convencido de que va a ser salvada esta noche. Advierte a Jorge Javier que volverá a enfadarse si insinúa que Verdeliss “no está” en el concurso “porque por mi mujer, mato”.

La defensora de Suso, una amiga llamada Lorena, dice que Miriam juega con la ventaja de que al ser mujer no se le pueden decir determinadas cosas.

Jorge Javier anuncia que el jueves los clientes nominarán en el confesionario y los empleados, a la cara. 

Lamentable el comportamiento de algunos empleados que aún no se han dado cuenta que esta es la prueba semanal – además, la primera- y tienen que callar y hacerla si quieren comer la semana que viene. Ésta es una prueba clásica y no entendemos la rebeldía y mucho menos las malas contestaciones al Súper, que es la autoridad desde siempre y nunca habíamos visto estas faltas de respeto. Bien es verdad que ahora vemos una familiaridad en El Súper que le resta autoridad.

Carolina Sobe apuntó algo que es una gran verdad: los más inteligentes son Darek, Verdeliss, Koala y Ángel – yo añadiría a Makoke- a ellos Miriam nos les ha entrado a provocar, el resto, a la mínima, saltan. Vamos, que le están haciendo el juego . Mila Ximénez cree que Mónica no es nadie ni nada en la casa sin Miriam y por eso la provoca constantemente.

Respecto al incidente con la servilleta, han puesto el vídeo y Jorge Javier asegura que no escupe, que estaba soplando porque estaba limpiando los platos con una servilleta. El presentador ha pedido confianza en el formato a los seguidores del programa “Escuchamos todos los que nos decís y lo leemos todo y solo os pedimos una cosa: confianza. Siempre que se produzca algo que se salga de lo normal el equipo de este programa tomará las medidas oportunas”.

Lo que sí es inadmisible, ha explicado Jorge Javier, es la falta de interés en la prueba y las continuas infracciones. Suso ha pedido disculpas por su primer día porque tuvo un día muy malo “estaba cruzadísimo”.

Desde luego, no se están tomando la prueba en serio. Omar atendiendo en calzoncillos, siendo grosero con Miriam, o sea, con una cliente. “Me da mucha pena todo esto, por la falta de seriedad con la que se está tomando la prueba y por la falta de compañerismo” dice Verdeliss con toda la razón del mundo. 

Darek ha dicho que Omar no debería estar en la casa por su forma de comportarse, a Omar le ha sentado fatal y se ha referido al polaco como “gigante verde”. Mónica se ha metido en la discusión y ha reivindicado que sí que están trabajando en la prueba.

Jorge Javier les ha advertido que deben tener presenta la palabra “respeto” que parecen haber olvidado: “Las discusiones forman parte de cualquier convivencia, pero las faltas de respeto reiteradas, no. Las bromas forman parte de una convivencia, pero las que atentan contra la integridad de una persona no nos hacen gracia, ni a nosotros ni a nuestra audiencia, que juzgará vuestro concurso. Todos tenéis la inteligencia suficiente para superar esta convivencia, sino, las puertas están abiertas. Cada uno de los que están sentados tenéis que preguntaron si queréis seguir concursando, sino repito que las puertas están abiertas”.

Los compañeros tenían que posicionarse detrás del nominado que quieren que se vaya:

Suso, Mónica, Techi y Aurah se han puesto detrás de Miriam Saavedra.

Makoke, Ángel Garó y Koala se han puesto detrás de Asraf.

Tony Spina y Darek se han puesto detrás de Omar.

Nadie se ha puesto tras Verdeliss.

Han parado las votaciones telefónicas para salvar a dos concursantes: La primera ha sido Verdeliss. La segunda salvada de la noche ha sido Miriam.

Makoke y Mónica se han quejado de la generalización de Verdeliss, porque ellas reivindican que están realizando la prueba a rajatabla desde el principio. Verdeliss les ha reclamado después que siempre van contra ella cuando hace algún comentario.

Jorge Javier ha compartido una reflexión: es una ofensa para los que de verdad padecen algún tipo de acoso, decir que Miriam lo está sufriendo en GH VIP. Opina que esto es un juego y que Miriam se está aprovechando de la torpeza de Mónica y el mal concurso de Suso.

La línea de la vida de Mónica ha estado llena de revelaciones. Su infancia, con el amor de su mamá, los juegos con su abuela y su bisabuela, el viaje a Machu Pichu, que pudo realizar con su madre a los 19 años con el dinero de su trabajo, conocer a Carlos Lozano, que lo compara en importancia con el Machi Pichu lo mismo que a su perro, su feliz convivencia en Lima… y también coloca en la línea a Hugo Castejón, del que dice que le demostró ser un caballero, con el que sólo hubo besos y del que no se enamoró aunque lo intentó tratando de rehacer su vida.

Lo peor fue no tener el apoyo de Carlos cuando sufrió su segundo aborto, estando ella en Perú por tema de papeles. Carlos no estuvo a la altura “se lo voy a reprochar toda mi vida” dice llorando.

Miriam dice que en la casa ha descubierto que no tiene rencor, que no tiene odio y que puede ser mejor persona. “Creí que mi orgullo iba a poder, pero hay que tener humildad y hay que ceder. Yo me he acercado de corazón a la ex de mi pareja, porque me ha nacido, me ha apetecido, pero pasa lo que pasa, que a veces no cuaja y no voy a intentarlo más”.

Ha sido clara sobre su relación con Carlos Lozano: “Es un buen hombre que conmigo no se ha portado bien (…) ha sido una persona importante en mi vida, lo sigue siendo, pero yo tengo que hacer borrón y cuenta nueva”.

Al término del programa, los porcentajes ciegos estaban así: 56,2% y 43,8%. Vamos, muy reñidos. Por cierto, Jorge Javier ha anunciado que el jueves uno de los clientes del hotel pasará a ser empleado.

Comentar

Comentarios